Publicado 2019-10-20

Analítica en tiempo real: por qué deberías incluirla en tu estrategia

 

María Toribio, market research & insights specialist en Adevinta 

¿Qué pasaría si una marca de coches lanzase una campaña de publicidad y pudiese definir a su público más allá de sus intereses por el mundo de la automoción? ¿Dónde está ese usuario? ¿Qué rangos de precios le interesan? ¿Está interesado en artículos de moda? Si una marca sabe utilizar la analítica en tiempo real ese tipo de data, probablemente consiga hacer campañas más efectivas y más atractivas para su público. 

Lo primero de todo es saber qué es la analítica en tiempo real y por qué es algo que todas las empresas deberían tener en cuenta. Analizar en tiempo real es gestionar datos de forma inmediata para reaccionar con agilidad ante las necesidades que tienen tanto marcas como usuarios. 

Para poder desarrollar este trabajo de análisis de data, es necesario que la empresa (y cada uno de los departamentos implicados) apuesten por la gestión de datos en tiempo real. Cambiar la mentalidad: ya no se evalúa los resultados al final, sino que hay que medir durante la campaña. Por ello, este primer paso requiere ir a lo más básico de una organización: a su cultura. Todos sus integrantes tienen que concienciarse de los beneficios que aporta el poder analizar en tiempo real para extraer información valiosa que permita mejorar los resultados

Obviamente, eso tiene unos costes. En una fase inicial, se requiere una inversión de tiempo elevada: estamos hablando de proyectos que requieren una integración en todas las áreas de la organización. Coordinar y formar a todos los equipos para dar el paso a la analítica en tiempo real es un proceso que requiere muchas horas de trabajo. Por otro lado, son necesarias una serie de infraestructuras y una estructura de datos consolidadas, lo cual también supone un coste económico

Beneficios: optimización, audiencias y mensajes

Hemos hablado de lo que cuesta desarrollar este cambio, pero, ¿por qué hacer esta inversión? Sin duda, tiene múltiples beneficios que hacen que merezca la pena apostar por ella: 

    • Optimización. Recoger y analizar data de forma permanente permite saber qué funciona y qué falla en una campaña al momento. La publicidad programática es una gran aliada en este sentido ya que todo se puede cambiar instantáneamente. 
    • Aumentar audiencias. Llegar a más gente y, lo que es aún más importante, sin perder precisión. Aprovechar todos los datos en el momento oportuno ayudará a identificar audiencias lookalike
    • Segmentar. Hacer una campaña que sea eficiente ajustando los mensajes al máximo. Es posible si hacemos una segmentación adecuada de la data
    • Adaptar mensajes y creatividades. Que el usuario recuerde el anuncio una vez que lo ha visto también depende de que el mensaje que le llegue sea relevante para él. Es decir, gracias a este conocimiento previo que se obtiene con la analítica en tiempo real, la comunicación de la marca se adapta al usuario. En este sentido, la publicidad programática también es muy útil puesto que permite personalizar las creatividades que se muestran a los usuarios.
    • Descubrir tendencias. Descubrir nuevos territorios en los que el usuario está interesado para combinarlos con la estrategia publicitaria. Moda, ocio, música, deporte o tecnología son algunos de los aspectos que pueden ser relevantes para el usuario y, gracias a la analítica en tiempo real, se pueden vincular con otros parámetros de la campaña para conseguir una mayor efectividad. 

 

  • Mejora en la planificación de futuras campañas. Si algo no funciona, hay que cambiarlo. La posibilidad de medir y de recoger tanta data es una puerta para realizar un aprendizaje y una mejora continua de las campañas. De hecho, todo este conocimiento previo ayudará a conocer cuáles son los sites de interés para el usuario e insertar en ellos la campaña publicitaria. 

 

Para qué la usamos 

En Adevinta hemos apostado por esta técnica por todas las posibilidades y beneficios que ofrece. Analizamos en tiempo real la evolución de las campañas publicitarias de nuestros anunciantes. Nos basamos en el conocimiento del usuario para ver qué es lo que le interesa. Al final, no podemos olvidarnos de que se trata de personas que tienen sus gustos propios. La tecnología nos ayuda a empatizar con esa persona. 

Gracias a todos nuestros sites (Fotocasa, Habitaclia, Infojobs, Coches.net, Motos.net, Milanuncios y Vibbo) y al elevado volumen de tráfico (más de 18 millones de usuarios únicos al mes) podemos conocer bien a ese individuo: qué coche le interesa, qué vivienda busca, cuál es su categoría laboral o qué productos busca para comprar y vender. Todo eso nos permite tener en tiempo real una radiografía del usuario que ha visto una campaña publicitaria concreta. 

Al margen de todas las aplicaciones que tiene ya la analítica en tiempo real, las perspectivas de futuro son mejores. El objetivo es que nos permita tener un conocimiento real del usuario y anticiparnos a lo que busca con una visión 360 de él. Esto se traducirá en una mayor fidelización de clientes y una mejora de las relaciones con ellos. 

¿Cuál es el reto para alcanzar esta meta? Concienciar de la importancia vital que tiene la analítica en tiempo real para las empresas, independientemente del sector en el que estén, y dotarlas de la tecnología necesaria para medir bien y tomar decisiones óptimas

 

 

¿Conoces la newsletter mensual de publicidad y marketing digital de Adevinta? ¡Suscríbete aquí y no te pierdas las novedades del sector!